Free


A pesar de lo mucho que nos quejamos, todos necesitamos reglas y horarios. Nos atan, sí, pero son esas cadenas las que nos ayudan a mantener el orden, a acercarnos al tan ansiado equilibrio.
Tener una rutina es importante.

He dicho que las normas nos acercan al equilibrio, y lo mantengo, pero no que sean ellas las que nos permiten alcanzarlo.
No lo son.
Si dejamos que el día a día nos absorba y aceptamos sin más que eso es todo lo que hay estamos perdidos.
Tener una rutina es importante, casi tanto como saber cuándo saltársela.

El problema yace siempre en la inercia, en dejarnos arrastrar como si los lazos fueran irrompibles, como si no estuviéramos ligados a las obligaciones con esposas del todo a cien, de esas que pueden tener llave o no, pero que se abren igualmente con el movimiento justo o apretando un poco.

Cuando mires tus muñecas y veas ahí las cadenas piensa en lo que te acabo de decir, piensa en que eres tú quien ha decidido ponerlas y que eso no es malo. Piensa que no es malo siempre que, de vez en cuando, sobre todo cuando más aprieten, seas capaz de aflojarlas e incluso de dejarlas a un lado.

La cuerda es tuya: tú decides a qué te atas y cuándo te desatas.
Haz y deshaz tantos nudos como necesites.

Eres libre, en parte gracias a tus ataduras, sobre todo gracias a ellas.

Rudimental ft. Emeli Sandé – Free

At least I am free.

Anuncios

10 respuestas a “Free

  1. Pues…. no estoy de acuerdo contigo!!!
    Bueno si y no.. me explico!!!
    Yo siempre he pensado que la rutina es necesaria por un montón de razones, por que la rutina es “organización” y la organización es necesaria de lo contrario sería todo un poco caos. Aunque también opino que auto permitirnos salir de ese círculo es casi tan necesario como saber estar en el.
    Hasta aquí bien……… chachi, estoy contigo pero leo eso de……. “eres tú quien has decidido ponerlas” “la cuerda es tuya”.. y encima de mi cabeza sale una luz roja con un ruido que hace mec mec mec error error jajajaja “ojo eso en mi cabeza”..
    Pienso que no siempre es así, muchas veces para cuando uno se quiere dar cuenta tiene en las manos con una pedazo de cuerda llenita llenita de nudos.
    Aunque sin duda me quedo con esto que has escrito…
    “El problema yace siempre en la inercia, en dejarnos arrastrar como si los lazos fueran irrompibles, como si no estuviéramos ligados a obligaciones con esposas del todo aquello cien, de esas que pueden tener llave o no, pero que se abren igualmente con el movimiento justo o apretando lo un poco.”
    “Haz y deshaz tantos nudos como necesites”
    Buenas noches, descansa mucho!!!
    “Me he alargado un pelin” 🙈
    Pues el abrazo que te dejo hoy que sea más grande que el comentario.. 😊

    Le gusta a 1 persona

    1. No me parecía que te hubieras alargado tanto cuando he leído el comentario en el mail, pero aquí en el blog parece que abulta más jaja
      Está claro que hay cadenas que no ponemos nosotros, pero hay muchas otras que sí, aunque convencernos de que nos vienen impuestas es más fácil: es mucho más cómodo resignarse que darse cuenta de que luchando podemos cambiar las cosas.
      ¡Un abrazo tan grande como el sol que hace hoy! ¡A comernos julio!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s