Used to


A lo mejor no está preparado para volver, o tiene miedo, o yo qué sé. A lo mejor uno se va y ya: a otra cosa. Siempre adelantepara atrás ni para coger impulso… a lo mejor todo eso es verdad.
A lo mejor son todo chorradas.

Se fue una vez, eso es verdad; se acuerda. Se acuerda como si fuera ayer, y es que a lo mejor fue ayer, porque qué es ayer sino el pasado. A lo mejor piensa demasiado.
Se fue una vez y volvió, que siempre se vuelve, pero para qué. Se fue una vez y volvió para darse cuenta de que todo había cambiado, de que nada era igual y de que a lo mejor no tendría que haber vuelto.
Si la vida es un juego está seguro de que es el de la oca, y nadie se pone contento cuando le toca retroceder.

A lo mejor no está preparado, o tiene miedo, o yo qué sé. A lo mejor. Piensa que su vida se resume en esas tres palabras, y vaya mierda. Hay gente cuya vida se resume en un , o en un te quiero, o en cualquier otra cosa definida y con sentido. Él es un a lo mejor.
A lo mejor eso también son chorradas, y es siempre lo mismo, la duda, el y si, los miedos.

A lo mejor nadie está preparado.

Daughtry – Used to

We used to have this figured out. We used to breathe without a doubt.

Anuncios

The future


No sé dónde estaré dentro de un año, y eso me gusta. Creo que esa es la clave, de hecho; que si soy capaz de predecir mis pasos a medio plazo es que algo falla.

Uno no debería perder nunca la capacidad de sorprenderse. Tampoco la de sorprender a los demás, pero ¿cuándo fue la última vez que te diste una sorpresa? A ti, sí. ¿Por qué no?

Si hoy miro atrás me doy cuenta de que mi yo de hace un año no habría sido capaz de imaginarme donde estoy ahora, y eso me gusta.
Creo que esa es la clave, de hecho.
No debo estar haciéndolo tan mal.

 

San Holo ft. James Vincent McMorrow – The future

I think too much when I think about the future.

Correcto


Definitivamente estoy al revés: tengo frío cuando la gente empieza a ponerse manga corta, me gana la nostalgia cada noche la batalla por el teclado como si fuera noviembre y mi cara está cada vez más roja. No me pongo rojo por vergüenza, que va a ser verdad que se pierde con los años, sino por lo de estar al revés: boca abajo la sangre se va acumulando, y aunque entiendo que debe haber un límite espero poder dar la vuelta antes de confirmarlo.

En general estoy bien, es primavera y es todo jijí, jajá y flores, pero por las noches me viene esto; el pasado, los fantasmas… como si mi vida me pasara por delante pero pasando por alrededor, y solo fragmentos concretos: cosas que no hice, cosas que hice mal.
Cada noche acabo preguntándome lo mismo: qué es mal, qué es bien… qué habría sido lo correcto.

Supongo que esa es la clave: lo correcto. Y no hay respuesta.

No me preocupan las dudas; ni siquiera la nostalgia o las noches en vela.
Me preocupa que no sea noviembre.

 

Jero Romero – Correcto

A veces tiene miedo a descubrir que sí, que a veces es correcto lo que opina sobre mí.