Y si el miedo


Tenía tanto miedo a morir ahogado que se tapaba la nariz hasta en la ducha. Habiendo gente que se ahogaba en un vaso de agua tampoco le parecía lo suyo tan descabellado.

Miraba cada noche bajo su cama antes de acostarse, por si los monstruos. Le habían contado una vez una historia que… y claro, no asegurarse era correr un riesgo innecesario.

Dormía siempre con una luz encendida, una de esas circulares pequeñas que se enchufa directamente a la pared, con una cara sonriente dibujada, por supuesto. Si no dormía con un ojo abierto era porque, a pesar de haberlo intentado durante mucho tiempo, no había sido capaz de conseguirlo.

No hace falta decir que jamás salía solo de casa, ¿verdad? ¿Y si le pasaba algo y no había nadie para asistirlo?

Miedos. Todos tenían los suyos y él no iba a ser menos.
Todo aquello que lo aterrorizaba era normal cuando uno tenía seis años, adorable incluso, pero es que acababa de cumplir cincuenta y seguía igual que el primer día.
Sentía además que se hacía tarde para cambiar, que ya para qué.

Y nunca se había enamorado, por si se le rompía el corazón.

 

El Canto del Loco – Y si el miedo

Y si el miedo me coje y me mata.

Anuncios

18 thoughts on “Y si el miedo

  1. Cuando te he leído me ha venido esta frase de Sabina “Que ser valiente no salga tan caro, que ser cobarde no valga la pena.”
    En serio tener miedo es una puta mierda. Sí, una puta mierda!!! (Así de directo, tal cual y a boca llena, sin puntos suspensivos ni nada.) 😁
    Aunque dicho esto también tengo que decir que yo creo que siempre hay un motivo, un por qué para intentar cambiar o mejorar.

    Hoy a sido un día de esos pesados pero terminarlo aquí me encanta…
    El otro día te dí un abrazo “de aquí a la luna” poner el ejemplo a nivel de longitud ese día era genial, pero hoy el que me apetece igual es más pequeño pero más de cerquita, más de acurrucarse, más de mimito. 😊
    Descansa mucho…

    Le gusta a 1 persona

  2. Siempre superando los miedos más profundos y oscuros de nuestro pensamiento, y cuando crees que ya has superado todos, resulta que aparece el más viejo de todos. El miedo a caer en el olvido. Así que siempre estamos en la misma lucha. Besitos

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s