Hecho con tus sueños


Cuando duermes se escapan, a veces, si dejas la ventana abierta, tus sueños.
Son pocos los que lo saben, y es por eso que, de noche, las calles están desiertas.
No es raro encontrarme a mí, cuando duermes, paseando, vigilante,
al acecho de algún sueño distraído.

Cada noche, cuando tú cierras los ojos y vas respirando lento,
yo camino, jaula en mano, mirando solo hacia arriba,
perdiéndome en cada trazo que atraviesa, suave, el aire oscuro,
bebiéndome sus colores,
soñando atrapar alguno.

Los hay azul cielo, gris cielo, negro, blanco, rojo… siempre cielo.
Existen tantos colores de sueño como tonos distinguimos ahí arriba,
porque el firmamento, en sí, no es sino transparente,
y es todo aquello que soñamos, cuando huye y vuela alto,
lo que le da su color.

Mataría por saber qué sueñas cuando sueñas auroras boreales.

Funambulista – Hecho con tus sueños

Bailan los sueños sobre los tejados.

Anuncios

3 thoughts on “Hecho con tus sueños

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s